Hoy publicamos la primera nota de la sección de emprendimiento en nuestro blog y empezamos con una historia de esfuerzo y superación de esas que caracterizan a nuestra amada Colombia, se trata de la panadería Famma, en el barrio Los Fundadores.

La Panadería Famma es un negocio familiar iniciado en la navidad del año 2016 por la señora Griselia Ramos, su hija Yudis y su yerno Antonio Álvarez; en su sencillez, la panadería Famma es ejemplo de los cientos de miles de pequeños negocios que aportan millones de empleos a la economía nacional.

Griselia y su hija Yudis son colombianas, pero vivieron muchos años en Venezuela, donde Yudis y Antonio (de nacionalidad ecuatoriana) se conocieron en el 2006. Por causa del drama social vivido en Venezuela esta familia tomó la decisión de venir a Colombia para continuar con sus vidas en un nuevo horizonte y brindarle un mejor futuro a su hijita Isabela Valentina de 18 meses.

La idea de montar la panadería se le ocurrió a Griselia, mujer de gran visión comercial, pues sin ser panadera, aprovechó la oportunidad de tomar un local en alquiler, equipado y a buen precio, fue una sorpresa para la familia, pero muy grata y conveniente, pues inmediatamente Antonio se puso al frente de la administración, dada su experiencia como repostero, mesero, barman y en servicio al cliente durante toda su vida en Ecuador y Venezuela.

Antonio reconoce en la panadería una gran función social y afirma que “es mucha la gente que con un pancito desayuna, a veces es lo único que le pueden echar al estómago, la panadería es importante para todos pero especialmente para apoyar al pueblo en la situación que estamos viviendo, porque no todos tenemos para comer bien.

La oferta de la Panadería Famma es muy completa, produce los panes populares de rolliqueso, mantequilla, aliñado, hawaiiano, roscón, croissant y de uvas pasas; pero también galletas, tortas, ponqués y deliciosas chichas caseras. Completan su oferta la elaboración de pasabocas para eventos, una pequeña nevera de helados y un muy bien preparado café.

“Nos motiva que la gente se sienta satisfecha, muchos niños vienen y compran con alguna monedita que no se gastó en el recreo y se van felices” cuenta Antonio con el tono de un hombre convencido de que su trabajo es importante para su comunidad.

Las labores en la panadería inician a las 5:30, abren a las 5:45 y cierran en la noche cerca de las 20:00, el pan sale del horno todos los días a las 16:00, en manos del panadero titular Elver “Kike” Montaño, experto en el oficio desde 1993 y que llega a panificar hasta tres arrobas de harina cada día.

Hoy la familia produce para el mercado local y comercializa también su producto hacia la aldea de Las Casitas, cerca a La Paz. La Panadería Famma es un ejemplo sencillo pero claro de la capacidad de superación que caracteriza a las gentes colombianas, si usted desea adquirir sus deliciosos productos puede visitarlos en la dirección diagonal 18B # 27A-62 Los Fundadores, o llamar a los teléfonos 3002845803 y 3012446773.

JOSE LUIS ROPERO
Director Proyecto Ecojugando
ecojugando@hotmail.com
+57 3176268212
Anuncios